Antonio y Cañizares comenzó su actividad en 1975, cuando dos amigos ligados a la distribución (Antonio Cañizares, actual Gerente de la empresa y Antonio Parra, Director de Ventas) decidieron asociarse y crear en Totana (Murcia) una empresa de distribución de productos de alimentación. Su visión emprendedora supuso el crecimiento de un humilde negocio que, tras 40 años de mucho esfuerzo e ilusión, ha pasado a convertirse en el máximo referente de la distribución de productos de alimentación y del sector impulso en su ámbito geográfico: Murcia y Vega Baja de Alicante y desde 1999, en toda la provincia de Almería. Tras más de 40 años de trayectoria profesional y con la absorción de la distribuidora de ventas impulso Mogayma, en Antonio y Cañizares ofrecemos el mejor servicio a nuestros clientes a través de nuestro equipo humano, y apostamos por invertir en equipamientos tecnológicos que nos ayuden a ser un referente a nivel nacional en el modelo de distribución.

Tecnologias que garantizan trazabilidad

Nuestras sedes de Totana y Viator están interconectadas, permitiendo saber la disponibilidad de cualquier producto en tiempo real

Desde 1975, año de creación de Antonio y Cañizares, nuestros fundadores siempre han apostado por la innovación y la implementación constante de medios tecnológicos que contribuyan a generar mejores experiencias de servicio. La agilidad en la entrega es clave para que los clientes puedan cumplir con sus respectivos tiempos y objetivos marcados. En 1994 ya fuimos una de las primeras empresas de nuestro entorno en utilizar el TPV en nuestras gestiones externas. La expansión en Almería desde 1999 trajo nuevas inversiones en infraestructuras, medios técnicos, ampliación de la flota de vehículos y un impulso constante a nuestro modo de entender la distribución.

En los últimos años hemos incorporado el sistema de preventa con tablets, merced a una informatización completa, vertebrada en un robusto sistema de software propio realizado por Acisa, que permite conocer en tiempo real el stock de cada producto. Del mismo modo, el sistema informático facilita todos los aspectos relacionados con la trazabilidad alimentaria, desde el control de los lotes y caducidad mediante picking con sistemas de identificación láser, entrada y salida de pedidos, facturación y una actualización completa de las imágenes de cada producto.

Un modelo de distribución eficaz

Contamos con una flota de 75 vehículos propios que cubren toda la geografía murciana, almeriense y el sur de Alicante. Son ya más de 7.300 clientes a los que nos debemos, siempre con la mejor actitud y compromiso, con un equipo humano profesional y unos medios técnicos de vanguardia. Todo ello converge en prestar un mejor servicio y reducir tiempos de espera.

Nuestra máxima es contar con clientes satisfechos, algo que logramos con un servicio diario de recepción y entrega de productos con la máxima frescura

Y es que la relación con cada cliente es muy cercana, sintiéndonos responsables de que cada uno de ellos obtenga un servicio óptimo y exactamente los productos que necesita. Por ello estudiamos las necesidades específicas de cada uno, desarrollando una colaboración clave para dar una respuesta eficaz dirigida a un sector cambiante y que cada día nos exige un poco más.